A pesar del dominio del Liverpool el equipo del Boro empató en el final. Foto: Clive Brunskill / Getty Images

El conjunto Reds podía sacarle una buena distancia a Manchester City en los puestos de Europa y quedar a 10 de Chelsea. Asimismo, en la pelea por ese tercer puesto de la Barclays Premier League se desaprovechó la oportunidad. El Bournemouth con un gol de Joshua King le empataron en el final, con marcador de 2×2.

Por la fecha 31 de la Premier League, el conjunto red había hecho bien su trabajo luego de empezar abajo por un gol de Benik Afobe a los 7 minutos de juego, dándolo vuelta de la mano de Philippe Coutinho en el minuto 40.

Origi se mandó el gol del 2-1 transitorio.
Foto: Reuters

Además de la vuelta del marcador con un buen gol al minuto 59 de Divock Origi. Pero el equipo local se durmió en el cierre y Joshua King, a tres minutos del pitazo del árbitro, puso el empate definitivo en Anfield.

King le cortó la buena oportunidad al equipo de Klopp

Este fue el gol de Joshua que fue el apagado de luces.
Foto: Reuters

De esta manera, los de Jürgen Klopp sólo lograron sumar una unidad y ahora cuentan con 60 en la competencia. Sensación ambigüa: en una jornada en la que perdió su más inmediato perseguidor, el City (58 unidades). Es cierto que los tres puntos eran casi obligatorios; aunque lo bueno es que conservó su posición.

Fuente: www.goal.com