Fotos extraídas de DailyMail

El monólogo del Manchester United se repitió en esta UEFA Europa League. Presume de tener una plantilla altamente competitiva, pero ante equipos en teoría inferiores sale incómodo. No es que el Celta sea para irrespetar, al contrario, todos esperaban la pelea de los celestes en el ‘Teatro de los Sueños’. Y la dio. Estuvo a punto de eliminar a un gigante continental, pero el miedo y la imprecisión vencieron a un inexperimentado, aunque luchador, Celta de Vigo.

Prontamente, los locales se impusieron en el marcador luego de un magistral centro que colocó Marcus Rashford hacia la cabeza de Marouane Fellaini. El United luego se acomodó en el campo defensivamente y el Celta intentó clamorosamente lograr el gol que animaría la serie.

Llegó un punto en que ‘Toto’ Berizzo alineó un equipo totalmente ofensivo. Se deshizo de los contenciones al colocar al creativo Jozabed, al talentoso Bongonda y al delantero Beavue. Cuando las ocasiones no representaban un gran peligro para Sergio Romero llegó la anotación por medio de su compatriota Facundo Roncaglia. El argentino impactó de cabeza un tiro de esquina que fue imposible de atajar.

Roncaglia (centre) races back to the halfway line with his team-mates after equalising in the 85th minute

Acto seguido, el autor del gol fue protagonista de una tángana que aceleró aún más las pasiones en Old Trafford. El defensor central había defendido a su compañero Guidetti de un puñetazo que le dio Bailly. El colegiado decidió expulsar a los dos defensas centrales. Esto representó una baja de moral a los gallegos que no supieron amenazar a los ingleses tras el gol. Pero fue en el último segundo cuando la tuvieron en una acción que Beavue cedió a Guidetti y este no pudo controlar el esférico teniendo la puerta vacía. Se critica la acción de Beavue que contaba con la oportunidad de reventar el arco a Romero y buscó la más difícil.

Eric Bailly attempts to shove Roncaglia as players from both sides clashed in the closing stages of the semi-final

Guidetti shows his despair after missing a golden chance to fire his team into the final with the last kick of the game

Pues, de forma milagrosa los pupilos de Mourinho aterrizarán a Estocolmo para enfrentar al Ajax en una final de dos equipos con una enorme historia. Los ‘Reds’ buscarán su primera Europa League, la pregunta es: si este torneo no otorgara un cupo a la Champions, como antaño, ¿les hubiese importado tanto? La respuesta estará en el embargo o en la fascinación del 24 de mayo.

@Kevin_VivaslO