Esta mañana la UEFA realizó el esperado sorteo de las semifinales de la Champions League. Muchos sabemos lo decisivo que puede ser la última llave ida y vuelta para determinar otro nuevo campeón entre una larga lista de aspirantes.

Un agregado muy tentador es que dos de los cuatro equipos nunca han ganado una orejona: Mónaco y Atlético de Madrid. Otro que la Juventus no alza una Copa de Europa desde el año 1996, y la anterior y primera vez había sido once años atrás. Así, que a excepción del Real Madrid podríamos tener un campeón inédito para ojos de muchos espectadores.

En caso de pasar, el Mónaco llegaría a su segunda final (2004), el Atlético a la cuarta (1974; 2014; 2016), Juventus a la novena (1973; 1983; 1985; 1996; 1997; 1998; 2003; 2015) y el Real Madrid a la décimocuarta (1956; 1957; 1958; 1959; 1960; 1962; 1964; 1966; 1981; 1998; 2000; 2002; 2014; 2016). Como caso anecdótico, ‘La Vecchia Signora’ ganó su primera orejona luego de ser únicamente subcampeón dos años atrás. Podría repetirse puesto que en 2015 perdió la final contra Barcelona. Asimismo, el Real Madrid intercaló año entre 1998 y 2002 para obtener tres títulos. Si el destino indica que lo hará de la misma forma, su turno de campeonar sería en el 2018 y no en este.

Enfrentamientos:

Real Madrid – Atlético de Madrid

Un duelo que tiene morbo por donde vaya. Sea en Copa del Rey, en Liga y mucho más en una semifinal de Champions. Hasta en finales ya hubo dos. Un derby que años atrás era más parecido a un Barcelona-Espanyol. Ahora se asemeja a un Manchester United-Manchester City. Con mayor nivel, incluso.

No hay nada más que busque el Atlético que revancha. Que tragar la sed de venganza. Pero es una miel que no disfrutará tanto como el Real Madrid lo hizo en 2014 y 2016 cuando les arrebató la orejona de formas tan dolorosas. Empate al último minuto y en tanda de penales. Hoy en día, no hay favorito entre ‘colchoneros’ y ‘merengues’. Ambos se postulan teniendo puntos fuertes en diferentes partes del campo. Atlético en defensa y Real Madrid en ataque.

El pasado 8 de abril disputaron un encuentro de Liga que finalizó en empate a uno con goles de Pepe y Griezmann. En los últimos diez partidos (desde el 7 de enero de 2015), ‘rojiblancos’ salieron victoriosos tres veces y los ‘blancos’ dos, para terminar con un saldo de cinco igualdades, lo que rectifica el carácter reñido de la eliminatoria.

Mónaco – Juventus

La inmensa revelación del torneo le plantará cara a una de las mejores Juventus que se han visto. El Mónaco, que llegó al máximo campeonato de clubes sin asustar a nadie, se exhibe ahora como un equipo respetable. Bien lo demostró eliminando a Manchester City y a Dortmund, a este último venciéndolo en los dos partidos. Aunque el campeón de Italia sea un rival superior, el equipo del principado tiene fichas para aterrar aquella férrea retaguardia.

En la campaña de 2014/15 hay un antecedente importante entre estos clubes. Ambos se enfrentaron en los cuartos de final y disputaron una serie reñida. En el Juventus Stadium vencieron con gol de Arturo Vidal en el minuto 57′ por medio de un penalti. En el Stade Louis II acabó con un cerrado empate sin goles que le dio el pase a los italianos.

Este año las llaves serán al revés. Abrirá en el principado y cerrará en la ciudad italiana. Es curioso que desde la 2003/04 el Mónaco ha participado en 7 fases KO de ida y vuelta. En las dos que ha sido eliminado cerraron de visita y las que clasificó fueron de local. Hay una excepción: la semifinal del año 2004 cuando pasaron a la final en Stamford Bridge. Entonces: ¿Al Mónaco se le da mal cerrar afuera? o ¿clasifica cuando cierra de visitante en una semifinal? Una disyuntiva. Las estadísticas no le dan en eliminatorias directas, pero cuando hablamos de que quedan cuatro equipos les favorece al 100%.

Presencia venezolana:

Lo que es cierto, es que de alguna u otra manera podremos decir: “en la final de la Champions de 2017 hubo un venezolano”. Era nuestro año, en definitiva. Leonardo Jardim es el director técnico del Mónaco. En cualquier biografía saldrá que su lugar de nacimiento es en Barcelona, Venezuela. Pese a su ida desde muy joven a Portugal nadie le quita lo venezolano, pues sea cual sea el tiempo que haya pasado en tierras criollas, en nuestras fronteras será bienvenido por su condición de nativo.

Y uno que nadie nos podrá quitar lo bailado será Tomás Rincón. Realmente, gracias a Jeffren Suárez podremos decir que ya hay un venezolano semifinalista, finalista y campeón de Champions. Pero lo que importa en verdad es cómo lo sentimos. El bolivarense llegó a aquella final siendo español. Al primer año se mudó a España y en 2006 rechazó a ‘La Vinotinto’ de Richard Páez con la alegación de: “no quiero saber más de Venezuela”. En un diario de Tenerife también se mostró conforme con su elección: “¿Le queda algún tipo de remordimiento al haber elegido jugar con España antes de con la Vinotinto?” y respondió: “No, para nada. Eso lo hablé en su momento con mi familia y tomamos esa decisión. Ahora, espero poder jugar en la absoluta algún día.” Esto y más generó adversión por parte de los venezolanos hacia el jugador, así que su título en 2011 no significó ninguna alegría para sus ahora paisanos.

Resultado de imagen para Jeffren Suárez español

Pero no cabe duda que ‘El General’ nació, creció y se formó futbolísticamente en Venezuela. El tachirense arribó a Torino en diciembre para ser considerado el primer venezolano fichado por un equipo élite. Para mejor noticia, llegó a la mejor Juventus que se había visto en más de una década. Tienen una defensa inquebrantable (solo han concedido dos goles) y una delantera temible liderada por Paulo Dybala. El capitán de ‘La Vinotinto’ ya suma 14 partidos con la ‘bianconera’ y ha tenido la oportunidad de disputar los últimos minutos de los dos partidos de local en Champions.

Resultado de imagen para Tomás Rincón barcelona

(Foto: Getty Images)

Consta que no somos los únicos latinoamericanos que celebramos una obligatoria presencia en la final. Como de costumbre, nos unimos a Brasil y Argentina, pero por segunda vez consecutiva Colombia se añadirá al lote de representados en una final. Uruguay pone sus esperanzas en el Atlético de Madrid de Diego Godín y Giménez, que en caso de no clasificar, perderían una racha de tres finales consecutivas con celestes, ya sea en el banquillo o en la titular. El Real Madrid aporta otros dos aspirantes, Keylor en nombre de Costa Rica, y Mariano Díaz asomando a República Dominicana en la palestra.

También son latentes las posibilidades de que Tomás Rincón dispute algún minuto de esta semifinal, puesto que en el papel el Mónaco no se presenta tan fuerte como el Atlético o el Real Madrid. Ante Barcelona tuvo oportunidad pero se notó nervioso, razón que fundamenta su permanencia en el banquillo durante el juego del Camp Nou. El Mónaco supone ser de talante inferior, y el ’28’ ya sabe de equipos de ese calibre.

En consecuencia, Venezuela va a ser la octava nacionalidad latinoamericana que dirá presente en las últimas cinco finales de Champions (2017 a 2013). Ha habido 15 representaciones brasileñas, 8 argentinas, 5 uruguayas, 2 chilenas, 1 peruana, 1 colombiana y 1 costarricense. En los planteles semifinalistas hay 11 de Brasil, 7 de Argentina, 3 de Colombia, 2 de Uruguay, 2 de Venezuela, 1 de Costa Rica y otro de República Dominicana. Representaciones de las pasadas finales van acorde a las convocatorias de las mismas.

@Kevin_VivaslO / kevinvivas_

Con datos de Soccerway

 

  • OK, bien por Rincón, el tipo siempre dirá “estuve en Juventus” bien, pero es un reconocimiento mediocre glorificar esto cuando apenas ha jugado y lo siento, me da orgullo verlo en un equipo enorme, pero fue un gran error irse a ese equipo y la edad le pegará, tiene casi 30 años y eso será factura. Nunca había sido sentado, hasta que llegó a este equipo.

    Excesivos aplausos para él y no me vean de anti-venezolano, pero quienes se pueden sentir en la nubes son los colombianos, al ver a Cuadrado y Falcao dándola en sus equipos y seguro uno de ellos en la final (James sería el otro, pero comiendo banco no sería incluido) Solo si entienden las comparaciones

  • J.A. Carreño

    Cuando vea a Leonardo Jardin con una Bandera Venezolana guindada al cuello lo creo